Marfil molt dolç (solera 2003)

Tradición centenaria recuperada ….

33,95 

Información adicional

Variedades

100 % Pansa Blanca

Alcohol

15,0 % vol.

Acidez (ATT)

7,6 g/l

pH

3,03

Azúcar residual

256 g/l

Alella Vinícola es la bodega que ha dado fama a Alella desde el 1906 a través de sus vinos, impulsando la creación de la Denominación de Origen Alella durante los años 50′. Actualmente     producimos,     elaboramos     y      embotellamos     vinos      y      cavas      en      dos     Denominaciones     de      Origen:      D.O.      ALELLA     y      D.O.      CAVA.  La mayoría de viñas y la bodega están situadas en el centro de la población de Alella, en el corazón de la Denominación de Origen, a 15 kilómetros al norte de Barcelona. Comercializamos los vinos, cavas, dulces y generosos con diferentes marcas MARFIL, IVORI, VALLMORA, ONA, VIOLETA Y MAYLA con el objetivo de dar a conocer la personalidad de las variedades locales, el clima mediterráneo y el carácter geológico que configuran nuestros vinos.

La uva proviene de viñedos propios donde trabajamos de manera ecológica (no herbicidas, no insecticidas, no abonos inorgánicos). En bodega se trabaja con poca intervención y dosis de sulfuroso mínimas. En bodega se trabaja con mínima intervención y con dosis de sulfuroso mínimas y responsables que aseguran la correcta evolución del vino y la seguridad alimentaria de los consumidores.

En este vino la Pansa Blanca muestra su cara más espectacular y original haciendo honor a su nombre: «pasa de uva Pasa». Se elabora en años donde la meteorología permite la maduración y pasificación de la uva hasta concentraciones de azúcares increíblemente elevadas.

Vino naturalmente dulce donde las levaduras no pueden fermentar todos los azúcares de la uva quedando más de 250g /l. La deshidratación originada durante la pasificación concentra tanto azúcares, como ácidos y aromas dando lugar a un líquido precioso de color oro, con notas de miel y caramelizaciones.

Las diferentes añadas se van uniendo a través de la crianza dinámica en forma de «soleras y criaderas».

Embotellamos anualmente muy pocas botellas para garantizar la calidad, la excepcionalidad y el envejecimiento idóneo del vino.

Se realiza directamente de las «soleras», sin ningún tipo de clarificación o tratamiento en frío que pueda alterar las características organolépticas. Por ello, en estos vinos podemos encontrar sedimentos que no afectan su calidad.

Color naranja medio profundo con un tono de cobre. Nariz intensa, todavía hay frutas jóvenes, bayas trituradas, notas florales, ciruela dulce, tabaco y especias secas. El paladar es bastante dulce con un alcohol alto pero integrado, buena frescura, bien equilibrado en un estilo complejo y maduro con buena capacidad para beber. (Andreas Larsson, 2018. Mejor Sumiller del Mundo en el 2007).

Últimos reconocimientos:

Guía Peñín 2018: 92 p
Robert Parker 2014: 93 p
Guia de Vins de Catalunya 2018: 9,54 p
Andreas Larsson 2018: 90 p

 

Descargar ficha